FEDESIBA

Villalba de los Barros

Historia

A escasos 3 kilómetros de Aceuchal, entre Almendralejo y Santa Marta de los Barros, se encuentra la villa de Villalba de los Barros, título que le concedió en el siglo XIII Juan Mateo. Su origen se encuentra en el primitivo núcleo de Don Falcón, repoblado con 50 vecinos y convertido en Villa a finales del siglo XIII por el caballero Juan Mateo.

En 1.395 fue comprado por 100.000 maravedíes por el Maestre de la Orden de Santiago, Lorenzo Suárez de Figueroa para incorporarlo al recién creado señorío de Feria, al que ya pertenecían Zafra, Feria y La Parra, siendo Villalba elemento fuerte en el mencionado señorío. Ya en el siglo XVI se constituye el Marquesado de Villalba formado por las actuales Solana de los Barros, Santa Marta de los Barros y Corte de Peleas formando un pequeño estado cuya capital era Villalba desde donde se dirigían los bienes del marqués.

Hoy en día la localidad presenta un aspecto eminentemente rural en el que a duras penas se conserva su deteriorada fisonomía tradicional salpicada de casas solariegas, constituyendo el único exponente de desarrollo, sus bodegas.

Monumentos

El castillo de Villalba, monumento más significativo de la localidad, residencia de los Señores de Feria hasta que se trasladaron al Alcázar de Zafra a mediados del siglo XV, está edificado a base de piedra. Lo mandó construir Don Gómez Suárez de Figueroa en 1418, aprovechando una fortificación anterior de origen árabe. Se yergue a un extremo de la población. Destaca su imponente torreón cuadrangular al que se adosan torres semicilíndricas.

Villalba de los Barros

Su patio central, al parecer, pudo haber estado cubierto dando cobijo a una mezquita árabe sobre la que posteriormente se consolidaría la fortificación. La silueta del castillo en el horizonte infunde respeto y nos traslada a otras épocas.

La iglesia parroquial de la Purificación, obra gótica, original del siglo XVI, ha sido remodelada varias veces después. En el interior se conservan varios retablos barrocos de considerable mérito como el de la capilla mayor, obra de profusa decoración. Entre las imágenes cabe citar la de la titular del templo, el Cristo crucificado y, sobre todo, la de Ntra. Sra. de Montevirgen, excelente talla gótica del XIII.

Villalba de los Barros

La ermita del mismo nombre, a las afueras del pueblo, situada en un hermoso paraje natural, es una pintoresca creación popular, compuesta por nave única con cabecera cupulada, camarín, atrio y demás anejos propios de las ermitas camperas. En el pasado existió en la localidad un convento de franciscanos, también bajo la advocación de Montevirgen, hoy desaparecido.

Turismo

La población de Villalba celebra fiestas en:

15 de mayo: San Isidro Labrador

20,21,22,23,24 de agosto: Ferias en honor a San Bartolomé

7,8 de septiembre: Virgen de Montevirgen, patrona de Villalba

Su gastronomía se caracteriza por las comidas tradicionales de la comarca de Tierra de Barros-caldereta, migas, gazpacho, pistos y aceitunas aliñadas así como los dulces caseros.

Villalba de los Barros

ALOJAMIENTOS

Monográfico turismo

Datos de población

Datos de Interés

www.villalbadelosbarros.es